UBICACIONES
  • Malachor,
  • Malachor Sith temple,
droide
  • Droide de reconocimiento,
ARMAS
  • Sable de luz,
  • Rayos de Fuerza,,
  • Empujón de Fuerza,
  • Estrangular a distancia,
  • Count Dooku's Lightsaber,
  • Darth Maul's Lightsaber,
  • Palpatine's lightsaber,
  • Darth Vader's lightsaber,
  • Asajj Ventress's lightsabers,
RECURSO
  • Cristal Kyber (Cristal de sable de luz),
VEHÍCULOS
  • Infiltrador Sith,
  • Speeder Sith,
HERRAMIENTA
  • Holocron,
  • Sith holocron,

HISTORIA //

LA CAÍDA DE LA REPÚBLICA


Los Sith habían sido un lejano recuerdo, hasta el surgimiento de Darth Sidious y su aprendiz, Darth Maul, en los últimos días de la República. Sidious se ocultó bajo el disfraz del modesto senador Palpatine de Naboo, mientras orquestaba la invasión secreta del planeta por parte de la Federación de Comercio. Esto le permitió hacer una jugada para que el más alto cargo de la galaxia recayera en su personaje civil y así sembrar la semilla de la venganza Sith. Maul atacó a la reina Amidala de Naboo y luego asesinó al Jedi Qui-Gon Jinn, pero cayó a manos de Obi-Wan Kenobi. A pesar de este revés, los Sith habían regresado, nublando a la Fuerza con el poder del lado oscuro. Y a la llegada de Anakin Skywalker, un joven especialmente poderoso en la Fuerza, ofreció un nuevo potencial recluta a los Sith.


Con la pérdida de Darth Maul, Darth Sidious tomó a un nuevo aprendiz: el conde Dooku, un ex Jedi. Adoptando el nombre de Sith Darth Tyranus, Dooku se convirtió en el rostro del movimiento Separatista y empujó a la galaxia hacía la guerra. Como resultado, los Jedi se convirtieron en generales y comprometieron sus ideales, que es exactamente lo que Sidious deseaba.


El Sith continuó hundiendo a la galaxia en la oscuridad con la Guerra de los Clones. Los Jedi, una vez como fuerzas de paz, eran ahora generales y guerreros, desarrollando a la perfección lo que era parte de la trama de los Sith. Los planetas fueron devastados y la desconfianza y la corrupción se convirtieron en algo común.

Durante este tiempo, el conde Dooku tuvo una aprendiz llamada Asajj Ventress. Se convirtió en su asesina y arma personal, enfrentando a Anakin Skywalker, Obi-Wan Kenobi y Ahsoka Tano en numerosas ocasiones. Si bien era leal, fue traicionada en última instancia por su Maestro por orden de Darth Sidious. Ventress buscó revancha utilizando a Savage Opress, un descomunal aprendiz de Sith, pero no pudo matar a Dooku.

Aunque Opress ayudaría a Ventress, su viaje no había terminado. El Zabrak descubrió que su hermano, Darth Maul, no había muerto como se había creído. Maul, aunque impulsado por la locura, sobrevivió a sus heridas en Naboo y Opress lo llevo hacia Mother Talzin para restaurar al mortífero Sith. Dotado de nuevas piernas mecánicas y mente clara, Maul estaba de vuelta y obsesionado con la oportunidad de vengarse de Kenobi. Quiso matar al antiguo amor del Jedi e hizo su propia jugada por alcanzar el poder asumiendo el control Mandalore. Maul provocó la ira de su antiguo Maestro; Darth Sidious quien mató a Opress y tomó cautivo a su antiguo aprendiz en una elaborada táctica Sith para resolver una vieja y mortífera disputa con las Hermanas de la Noche.

Para sorpresa de Darth Sidious, Yoda visitó Moraband, el planeta natal de los Sith. El Maestro Jedi encontró un espectro ilusorio del antiguo Sith, Darth Bane. Quien fue enterrado en el planeta estéril y combatió con Sidious en un plano espiritual como resultado de un antiguo ritual arcano Sith. A través de su experiencia, Yoda obtuvo un nuevo entendimiento de la Fuerza que los Sith no habían previsto.


Después de tres años de la Guerra de los Clones, el gran esquema de Darth Sidious estaba casi completo. Sacrificó al Conde Dooku en una violenta muerte a manos de Anakin Skywalker, una pérdida necesaria con el fin de manipular al joven Jedi. Como Palpatine, contó a Anakin una "leyenda Sith" sobre Darth Plagueis. Plagueis, a través del lado oscuro, había adquirido la habilidad de evitar que las personas murieran hasta que, irónicamente, su aprendiz lo mató mientras dormía. Esta historia sedujo a Anakin, que se moría por conocer este poder en un esfuerzo desesperado por salvar a su esposa, Padmé Amidala. Finalmente, Palpatine se reveló como Sidious y convirtió a Anakin con esta tentación.


Con Anakin ahora convertido en un Sith llamado Darth Vader, Sidious promulgó su golpe maestro. Ejecutó la Orden 66, la masacre de todos los Jedi, con Vader liderando el asalto. En la arena política, reorganizó a la República en el primer Imperio Galáctico y autoproclamándose Emperador. Una vez más, los Sith gobernaban la galaxia, desconocido para todos, pero no para los pocos Jedi sobrevivientes.



LA GUERRA CIVIL GALÁCTICA


Imbatibles durante una generación, los Sith se enfrentaban a un nuevo enemigo: Luke Skywalker, el Caballero Jedi. El Emperador temía que el joven Jedi lo destruyera y trató de convertir a Luke al lado oscuro. En un enfrentamiento final en la segunda Estrella de la Muerte, Sidious incitó a Luke a atacar violentamente a su padre, Darth Vader; a través de su odio el muchacho sentiría el poder del lado oscuro, mataría a su padre y tomaría el lugar de Vader como sirviente del Emperador. Luke finalmente resistió a la tentación, lo que desató la ira de Sidious. El Sith arrojó un torrente de rayos de Fuerza hacia el Jedi, decidido a acabar con él para darle un escarmiento por este atropello. Vader, sin embargo, se volvió contra su Maestro. El amor de su hijo había despertado la bondad que habitaba en él: Vader salvó a Luke y arrojó al Emperador a un profundo abismo. La tiranía de los Sith había terminado y amanecía una nueva era. 

Relacionados //